Cuatricomía de la muerte, una muestra multidisciplinar

Los muertos pasan la prueba de imprenta en Canarias

Desde el 18 de abril hasta finales de junio,el Teatro Cuyás, la Biblioteca Insular, la Casa de Colón, el Centro de Artes Plásticas Gran Canaria Espacio Digital y el Centro Atlántico de Arte Moderno (CAAM) unen sus fuerzas para plasmar en sus salas la “Cuatricromía de la muerte”. Esta muestra, siguiendo las palabras de Hannah Arendt, enseña que “ser libres comporta asumir en cada uno de nosotros la posibilidad de cambio”.
Y en esa continuidad del vivir, la muerte se yergue como ambiciosa madrastra a la que nadie invita al festín. Para solventar esta injusticia, el CAAM encabeza un grito decidido “¡Viva la muerte” –y no el de Millán-Astray- con una exposición que recupera el acercamiento de firmas como Pilar Albarracín, Jennifer Allora & Guillermo Calzadilla, Francis Alÿs o Ilán Lieberman, entre otros, a una tradición mortuoria que recorren guerreros y penitentes en el arte. Junto a ella, los óleos, grabados y diseños para altares y vidrieras de Arne Haugen Sorensen, bajo el título de “Petite Morte/Grand Morte” reinterpretando los mitos ligados al morir.
Completan esta “Cuatricomía de la muerte” las creaciones de José Dámaso sobre el aliento último a partir de la vivencia infantil o con homenajes como el realizado a Lorca en la serie “La muerte puso huevos en la herida” y otra exposición, “Veritas” de Cristino Vera, en torno al cráneo pelado de la muerte. Además, otras cuatro visiones sobre los procesos patológicos que acompañan al hecho de fallecer desde la Medicina Paliativa, el Psicoanálisis, la Bioantropología y la Filosofía del Derecho y un ciclo audiovisual sobre la representación de la muerte en pantalla.

(Publicado en ACTIVA)

Anuncios