SEGURIDAD SOCIAL

El Hospital 12 de Octubre recordando otro octubreMe preocupas tú

y todos los renuentes a hablar,

los que os habéis acostumbrado

a no gritar

y ocultáis la cara

cuando os llaman para dar

un paso al frente.

Quisiera que tuvierais nombre,

pero la indefinición os acoge,

madre protectora de los anónimos,

de los que no se quejan,

de los acogidos

bajo el brazo del padrastro

que te alimenta.

 

Huye,

no te vayas a declarar demasiado

y te confieses

más de lo que debes.

Anuncios