Poemarx

Dictadura del proletariado licuándose en un Madrid de trincheras donde sólo trabaja el circuncidado. Legiones de diosas niñas de la pasarela, condecoradas por tiranos isleños, que bien querrían camelar al ideólogo degenerado y un Harpo perdidos en la sala X, bastión de los valores estéticos en la sociedad capitalista que congela a Disney on the…

Para la voz

El dinamitero del capitalismo, Maiakovski, siente el calor del arte en Berlín y selecciona trece poemas que ahora ven la luz en esta edición preparada por José Antonio Sarmiento que al facsímil en castellano y ruso suma “Una bofetada al gusto público”, el estudio del editor para entender quiénes llevaban los jerseys amarillos y las…

Pequeño catecismo de la clase baja

La solapa interior de este catecismo recuerda la esquizofrenia del autor sueco…, siendo fieles al aforismo podríamos asegurar que sólo los locos y los niños dicen la verdad. El universo del escritor en esta ocasión es el de los excluidos, a los que rescata de la ineptitud en la que los coloca la clase de…

Ágape se paga

  El placer es pernicioso o por lo menos eso se dice este hombre anclado en una cama de hospital, sintiendo sus músculos, el fluir de su sangre y la derrota de sus ideas en esta inmovilidad de no poder seguir anotando sus reflexiones. El protagonista del libro de Gaddis es un Rey Lear inquieto…

¿Siempre fue todo así de fácil?

Un jinete armado, un hombre cayendo a sus pies en primer plano, la masa popular alrededor. No, no nos referimos al cuadro de Goya “La carga de los mamelucos”, sino al de Ramón Casas que recrea la represión de los manifestantes obreros en la huelga general de 1902. Hablamos de los años en que la cuestión social se convierte en un quebradero de cabeza para los sucesivos gobiernos de la Restauración de María Cristina y Alfonso XIII…